Publicado el: Dom, 10 Ene, 2021
Pá mojá

Asihtur exige que las medidas de la Junta se ajusten a las necesidades reales de la hostelería

Foto. Ignacio Escuin.

Asihtur mantiene que la Junta insiste con sus nuevas medidas en la injusta estigmatización de una hostelería que siempre ha estado comprometida con la lucha contra la Covid-19.

El colectivo solicita a la Junta una mayor sensibilidad y empatía para con los hosteleros y exige que las sucesivas medidas se ajusten a la las necesidades y la realidad del sector.

La Asociación Isleña de Hostelería y Turismo (Asihtur) ha mostrado su preocupación ante las nuevas medidas anunciadas por la Junta de Andalucía para prevenir la Covid-19, concretamente sobre aquellas que afectan la hostelería. En primer lugar, el colectivo muestra una vez más su comprensión y su fuerte compromiso con la lucha contra el virus, a través del estricto cumplimiento de los protocolos vigentes; pero Asihtur mantiene que, con estas nuevas restricciones, la administración autonómica “insiste en el doble rasero y la arbitrariedad con las que las aplica a la hostelería con respecto a otros sectores”, entre los que se encuentran los comercios y las grandes superficies.

Las medidas anunciadas vuelven a fijar a las 18:00 horas el cierre de los establecimientos hosteleros, permaneciendo hasta las 23:30 horas el servicio domicilio y ampliando hasta las 20:00 horas la apertura de las cafeterías, no pudiendo servir alcohol las mismas entre las 18:00 y las 20:00 horas.

“De nuevo la Junta de Andalucía vuelve a tratar a los hosteleros como no se merecen, redundando en una injustificada estigmatización de su actividad y alimentando los agravios comparativos con otros sectores. ¿Por qué se de nuevo se condena la actividad de unos profesionales que desde el primer momento han mostrado su buena a disposición a colaborar y su compromiso con el cumplimiento de los protocolos? ¿Acaso alguien que acude a un abarrotado centro comercial durante la recién iniciada época de rebajas es menos vulnerable de ser contagiado que alguien que disfruta en la terraza de un establecimiento hostelero en el que se cumplen los protocolos, las distancias de seguridad y las restricciones de aforo vigentes? ¿Es que a partir de las seis de la tarde el virus ataca en un bar o restaurante y no en un comercio o una gran superficie? ¿Por qué se sigue cargando las tintas sobre un sector que no ha hecho sino mostrar lealtad y comprensión a pesar de lo poco que desde las administraciones de le ha ayudado? No podemos seguir aguantando esta innecesaria discriminación”, reflexiona el presidente de Asihtur, Antonio V. Páez.

El responsable de este colectivo demanda a la Junta de Andalucía que las sucesivas medidas que vaya adoptando para prevenir la Covid-19 se ajusten más a la realidad y a las necesidades de los hosteleros y solicita a la administración autonómica que muestre una mayor sensibilidad y empatía para con este sector. “Cada vez son más los compañeros que quedan en situación de vulnerabilidad y cada vez son más los que afrontan su día a día con serias dudas sobre cuanto más pueden aguantar hasta que tener que echar para siempre la baraja de unos locales por los que siempre han luchado y que en su día fueron sueños hechos realidad”, subraya Páez.

 

Balance de la campaña navideña

Por otro lado, el presidente de Asihtur ha calificado de nefasto el rendimiento de la campaña navideña para los establecimientos hosteleros isleños. “A nadie se le escapa que diciembre siempre ha sido uno de los meses de mayor actividad hostelera del año. Y eso también era así en San Fernando, donde las comidas y cenas de empresas y las reuniones familiares y de amigos hacían que siempre luciesen abarrotados los salones y las terrazas de los establecimientos hosteleros isleños.

Lamentablemente, las medidas anti covid, las restricciones horarias y los aforos limitados nos lo han puesto muy difícil. Sin ir más lejos, las comidas y cenas de empresas han sido casi anecdóticas. En condiciones normales, unas buenas navidades podían salvar un mal año de un hostelero, sin embargo muchos compañeros isleños han visto reducida su actividad a la mitad, o incluso menos, con respecto a otras campañas navideñas recientes. Sin duda, la situación es insostenible y poco más se podrá aguantar sin el compromiso y la ayuda efectiva de las administraciones. La hostelería sigue sangrando de una herida que se hace más grave con cada día que pasa. Nadie se puede quedar de brazos cruzados. Hay que actuar mientras aún haya hostelería que salvar”, afirma Páez.

Sobre el autor

Redacción

Deja tu opinión

XHTML: Puedes usar las siguientes etiquetas HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>